GuidePedia

0

Iniesta se ha derrumbado en el partido contra el Osasuna y ha dedicado el gol que logró marcar al bebé que su mujer perdió a los siete meses de gestación. El futbolista se vio visiblemente afectado y emocionado, dirigiendo un beso hacia el cielo mientras miraba hacia arriba, algo que ha conmocionado a sus seguidores.

El jugador, que todavía sigue conmocionado, ha intentado seguir adelante por el bien de su equipo y su rendimiento, por su mujer y por su hija de quien está muy orgulloso. Su público no ha tardado en realizar una respuesta a su actuación en el campo de batalla, escribiendo muchas opiniones en los muros de las redes sociales tales como Twitter.

Tanto él como su mujer, Anna Ortiz, ya han manifestado todo su apoyo en estas redes, creando un aluvión de cariño para todos los que los apoyaron en los momentos más difíciles. ¡Seguro todo saldrá bien tanto en su equipo como en la vida familiar!

Publicar un comentario

 
Top