GuidePedia

0

El jugador Di María, no pudo acudir a sus entrenamientos habituales y a sus partidos, debido a una enfermedad repentina que le ocasionó fiebre, dejando sin un refuerzo a su plantilla. Tras la baja de Benzema se han ido cayendo día tras día, ocasionando que en los equipos no hubiera equilibrio en la coordinación de los entrenamientos.

Tras el diagnóstico al jugador, se supo que sufría de una gripe de origen viral que hizo que el jugador se sintiera muy indispuesto. Tras la primera toma de la medicación, el deportista se ha comenzado a sentir mejor, esperando todos que vuelva al partido que se enfrentará contra el Barcelona.

Al no coordinarse con los jugadores, Cristiano Ronaldo realizó sus entrenamientos en el interior de las instalaciones, esperando a que todo vuelva a la normalidad, para disputar el mejor de los próximos partidos. Sin duda, los cambios bruscos de tiempo no han dado tregua ni a los jugadores, quienes también han sufrido los altibajos de esta última estación.

Publicar un comentario

 
Top