GuidePedia

0

El jugador Ángel Di María se ha sentido extremadamente arrepentido de su gesto en el partido que se disputó frente al Celta, ante el público se tocó los genitales, sintiendo desprecio hacia la decisión de los directivos quienes ya han tomado una decisión. Y es que finalmente se ha procedido a abrirle un expediente por mala conducta, pudiendo enfrentarse esta semana a una posible reunión con los directivos del Real Madrid para ver si será sancionado o no.

Y es que los directivos del equipo no han querido ser demasiado duros, dándole una oportunidad de explicación relatando a los medios que: "Si insiste en lo que ha dicho, que fue un 'acomodamiento' y no un gesto despectivo hacia la grada puede que nos convenza y no habría sanción"

Arrepentido y mientras espera la deliberación de sus superiores, el jugador ya ha comentado arrepentido que: "Fue un gesto natural que hace cualquier hombre y más cuando estás corriendo. Uno dentro del campo lo hace muchas veces. La verdad que si hubo gente que se sintió mal por eso pido disculpas, pero es como estoy diciendo"

Publicar un comentario

 
Top